Este blog ha sido abandonado. En 15 segundos se te redirigirá a mi nuevo sitio en internet: www.ftejada.es

2.3.09

Monumentos

El vacío que sientes, cada vez con más fuerza,
es el de los traidores.
También los monumentos, por dentro, están vacíos,
con las entrañas llenas de óxido y de muerte:
oscuros y podridos por la historia,
es tan siniestro su interior
como arrogante el gesto que en el aire
dibuja el personaje.
Según van traicionando los amigos
-y la muerte es también una traición-
nos vamos convirtiendo en monumentos.
Por fuera queda un resto de elocuencia,
sobre todo al hablar con alguien joven,
pero la voz resuena en el vacío,
perdida entre los hierros de un oculto entramado
que se deshoja en leves capas de óxido.
Joan Margarit
arquitecto y Poeta

2 comentarios:

monochrome dijo...

yo soy traidora por definición.
estoy vacía por dentro, llena de óxido y de muerte. creo qe si alguien pusiese la oreja en mi pecho, oiría el chirriar del mecanismo, el choqe de metales. Pero creo qe hasta ahora nadie ha sido capaz de callar su propia respiración para poder oírlo. Muy bajito, muy bajito, como cadenas oxidadas colgando eternamente verticales, y mi cuerpo envuelto en una armadura medieval, corriendo entre ellas, chocando. Los hierros de mi oculto entramado.

7uanDe dijo...

Me encanta darles de comer a tus peces :P ¿qué tal las entregas?

Publicar un comentario

Por favor, intenta utilizar una escritura correcta y clara.